lunes. 22.04.2024
Ciudad Real

La Virgen de Alarcos recupera la esencia de la tradición

Eva María Masías Avis, alcaldesa de Ciudad Real “ha sido la romería del reencuentro, de la emoción, de la fe popular que trasmitimos de padres a hijos y que hemos podido recuperar en 2022”.

La Ermita de Alarcos ha vuelto a ser el punto de encuentro para todos los ciudadanos que han querido acompañar a la virgen en su día. Numerosos romeros se aglutinaban a las once de la mañana alrededor del santuario, para asistir a la solemne función religiosa, ofrecida por el sacerdote Pablo Martín, y que ha congregado a la alcaldesa de Ciudad Real, Eva María Masías, la delegada del Gobierno regional, Carmen Teresa Olmedo, el diputado de la Institución Provincial, Dionisio Vicente González, una gran representación de la Corporación Municipal, miembros del tejido político y social de la región, así como un gran número de fieles. La ceremonia religiosa ha contado con la participación del Coro y la rondalla de la Hermandad de la Virgen de la Cabeza.

La alcaldesa de Ciudad Real manifestaba a su llegada al cerro que “el ayuntamiento va a seguir apoyando esta romería tan identitaria de nuestra ciudad, porque desde la institución municipal fomentamos nuestras tradiciones populares, porque son el legado que nos dejan nuestros mayores”. Añadía Masías que “ha sido la romería del reencuentro, de la emoción, de la fe popular que trasmitimos de padres a hijos y que hemos podido recuperar en 2022”. Aprovechaba la primera edil la ocasión ante los medios de comunicación congregados, para “invitar a todos y a todas a la próxima fiesta grande, la Pandorga, el próximo 31 de julio, que es fiesta declarada de interés turístico regional” y que aspira a tener la categoría de interés nacional.

Por otra parte, el presidente de la Hermandad de Alarcos, Antonio Batista, anunciaba que, después de 22 años, delegaba sus funciones en la vicepresidenta Frasi López, hasta que se celebren las elecciones dentro de dos años. Como colofón de la celebración se ha procedido al cambio del Hermano Mayor de la hermandad, que ha recaído en Chon Segura, que sucede a Juan Alba. Una jornada muy especial, en la que la Asociación de Dulcineas y Damas Manchegas celebraba su decimoquinto aniversario, y que ha finalizado con un recorrido de la Corporación Municipal por las distintas jaimas instaladas por las diferentes asociaciones para degustar un trago de zurra, “limoná”, comida y dulces típicos.

La Virgen de Alarcos recupera la esencia de la tradición